Alimentación

El diagnóstico de diabetes viene acompañado de nuevas rutinas para obtener un mayor bienestar y calidad de vida. La alimentación recomendada a personas con diabetes no es diferente a la que debería seguir la población en general, ya que se trata de comer de manera saludable y organizada para que sea beneficioso para la salud.

Hombre cocinando
Hombre cocinando
Hombre cocinando

 

El plan de alimentación en diabetes es uno de los pilares del tratamiento, junto con la medicación, en caso de que sea necesaria, la actividad física, el automonitoreo y la educación diabetológica.

Los alimentos están compuestos por diferentes grupos de nutrientes: hidratos de carbono, proteínas y grasas, vitaminas y minerales.

Los carbohidratos, son los nutrientes que más impactan en la glucemia, subiéndola, no obstante, son indispensables, ya que son una de las fuentes principales de energía para nuestro organismo. Distribuirlos en distintas comidas como desayuno, almuerzo, merienda, cena (y de ser necesario colaciones) adecuando la medicación, favorece a una mejor estabilidad de la glucemia, previene la hipoglucemia y permite cubrir los requerimientos diarios según el momento de la vida y la actividad física.

Contar hidratos de carbono es una forma de planificar las comidas, ya que puede ayudar a controlar la glucosa en la sangre.
El grado de elevación de la glucosa en la sangre que ocurre después de comer depende de un balance adecuado entre hidratos de carbono e insulina.

El conteo permite aprender cuántos hidratos de carbono tienen los alimentos para decidir qué y cuánto comer.

 

  • Los hidratos de carbono simples se digieren muy rápido, generando un incremento importante en la glucemia, por lo que es recomendable evitarlos.  Los hidratos de carbono simples, son azúcares, que se pueden encontrar de manera natural o agregada en los alimentos:

    • Azúcar: común, mascabo, rubia, negra, light, de coco.

    • Dulces, mermeladas, jaleas, miel.

    • Caramelos con azúcar, pastillas, chicles comunes.

    • Bebidas dulces no dietéticas, aguas saborizadas, agua tónica, jugos de frutas fresca o comerciales, bebidas isotónicas deportivas o similar, bebidas elaboradas com JMAF (jarabe de maíz de alta fructosa), bebidas energizantes, etc.

Dulces y caramelos

  • Los hidratos de carbono complejos tardan más tiempo en digerirse, por lo que se van a transformar en glucosa más lentamente. Se encuentran en:

    • Legumbres, sus harinas y derivados como por ejemplo medallones de legumbres.

    • Arroz, pastas, harina de trigo y sus derivados (pan, masa de tarta, masa de empanada, budines, pizza, entre otros), harina de maíz (polenta), avena, cebada, centeno.

    • Vegetales con almidón como papa, batata, boniato, mandioca.

     

    Las versiones integrales de los alimentos de este grupo, son los recomendados para cada comida.

Legumbres y vegetales

 

Otros alimentos que incluyen los 2 tipos de hidratos de carbono pero que son muy importantes

Estos alimentos contienen azúcares naturales e hidratos de carbono complejos, más vitaminas y minerales necesarios para nuestro organismo: Leche, yogures (elegir las versiones descremadas, ya que estos no contienen azúcar comun ni grasas perjudiciales para el organismo.), todas las frutas y vegetales de color rojo anaranjado como zanahoria, zapallo, calabaza, remolacha.

 

  • Son aquellos que no deben contemplarse en el cálculo para el conteo:

    Alimentos con gran cantidad de proteínas: huevos, carnes, quesos. Tratar de elegir siempre los cortes de carne magros, pollo sin piel y quesos descremados para evitar las grasas perjudiciales. Estos alimentos además son ricos en hierro.

    Alimentos con grasas: elegir siempre las grasas saludables que van a mejorar el funcionamiento de tu aparato cardiovascular: aceite, semillas, frutos secos, palta. Tratar de evitar: manteca, crema, grasa vacuna o de cerdo, quesos duros.

Alimentos con proteinas

  • Bebidas: elegir el agua o soda como bebida diaria. Eventualmente se puede consumir alguna bebida sin azúcar como jugos light, gaseosas sin azúcar, infusiones con edulcorante.

    Condimentos y sal: moderar el consumo de sal en las comidas, calditos en sobre o cubo y aderezos industriales (mayonesa, ketchup, mostaza). Preferir condimentos naturales como orégano, perejil, romero, pimienta, ají molido, limón, entre otros.

Bebida con limón

 

Ante la menor duda consultar con tu profesional de la salud

ADC-52879 v1.0

 

Política de cookies

FreeStyle Libre utiliza cookies para proporcionarte el mejor servicio posible. Al usar nuestro website, consideramos que aceptás nuestros términos de uso.  Más información